Noticias Medio Ambiente, Planificación Territorial, Agricultura y Pesca
Es

La reducción de la huella de carbono lleva asociado en la mayoría de los casos un ahorro de costes y mejora de la competitividad

16 de marzo de 2012

(Laguardia, a 16 de marzo de 2012) El Gobierno Vasco y AZTI-Tecnalia, centro tecnológico especializado en investigación marina y alimentaria, han presentado hoy el Plan Sectorial de Reducción de Gases de Efecto Invernadero en el Sector Vitivinícola del País Vasco. Dentro de este programa, los especialistas del centro de investigación han desarrollado un software que permitirá a las empresas bodegueras aplicar la técnica del Análisis de Ciclo de Vida (ACV) para el cálculo de la huella carbono, de una forma sencilla y económica pero al mismo tiempo de manera rigurosa y certificable. El Plan Sectorial es una iniciativa de la Dirección de Innovación e Industrias Alimentarias del Departamento de Medio Ambiente, Planificación Territorial, Agricultura y Pesca del Ejecutivo Vasco. Tanto el software como el Plan se han dado a conocer esta mañana a los profesionales del sector en la sede de la Cuadrilla de Laguardia (Álava), dentro de un acto que ha contado con la presencia de Amaia Barrena, Directora de Innovación e Industria Alimentarias del Gobierno Vasco, Francisco Olarreaga, Director de Planificación Ambiental del Gobierno Vasco y Eukene Gil, Directora de valor de la Unidad de Investigación Alimentaria de  AZTI-Tecnalia

Una de las herramientas más avanzadas y eficaces para conocer y disminuir el impacto ambiental de productos y aplicar medidas de ecodiseño es la metodología de Análisis de Ciclo de Vida (ACV). Si bien estas medidas suponen un apoyo a la mejora de la competitividad de las empresas, hasta la fecha su nivel de implementación ha sido limitado, especialmente en el ámbito de las pymes, ya que a menudo supone un coste y tiempo de dedicación añadidos, y requiere de conocimientos específicos para su aplicación. El software diseñado y desarrollado por AZTI-Tecnalia supera estos obstáculos, ya que es gratuito y permite a las empresas del sector del vino aplicar la técnica del análisis de ciclo de vida para el cálculo de huella de carbono de sus productos de una manera rápida y manejable por cualquier profesional.

La medición de la huella de carbono de un producto genera beneficios a las empresas porque permite identificar las principales fuentes y causas de emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI). Esta información es la base para definir objetivos y políticas de reducción de emisiones más efectivas, y para identificar oportunidades de ahorro de costes dirigidas a mejorar la eficiencia en la cadena productiva. Igualmente, permite diseñar estrategias de marketing orientadas al público más sensibilizado con el respeto al medio ambiente. La reducción de la huella de carbono conlleva, en definitiva, un ahorro de costes y mejora de la competitividad, en la mayoría de los casos.

Las empresas vitivinícolas vascas podrán descargar el software en la página web de AZTI-Tecnalia (www.azti.es). Los profesionales interesados deben registrarse para obtener la aplicación y completar una encuesta de seguimiento al cabo de seis meses para comprobar los resultados. Los datos serán analizados por los expertos del centro tecnológico, que emitirán una validación del cálculo de la huella de carbono realizada por la propia bodega.

Reducción de gases responsables del calentamiento global
El Plan Sectorial de Reducción de Gases de Efecto Invernadero en el Sector Vitivinícola incluye, además del software, otras iniciativas destinadas a minimizar las emisiones y mejorar la fiabilidad de la comunicación ambiental de los productos. Las empresas vitivinícolas que quieran participar en este programa pueden inscribirse en este formulario.

Las compañías inscritas recibirán, por parte de los expertos de AZTI-Tecnalia, asesoramiento personalizado para la recopilación de datos y el cálculo de la huella de carbono de sus productos, así como un plan individualizado de reducción de gases de efecto invernadero. Podrán beneficiarse, igualmente, de asesoramiento para lograr la certificación ambiental de sus productos, y con el objetivo de mejorar la imagen de la empresa recibirán formación sobre comunicación y marketing. El coste pueden ser subvencionados parcialmente por el Departamento de Planificación Ambiental del Gobierno Vasco.

Los planes individualizados están orientados, asimismo, a lograr una reducción de costes en la producción y a mejorar la competitividad. La sociedad demanda cada vez más productos alimentarios cuya trazabilidad y elaboración respetuosa con el medio ambiente esté certificada. Gracias al Plan Sectorial, las empresas vitivinícolas vascas tienen la oportunidad de diferenciarse en el mercado con productos que garanticen su elaboración sostenible.

Todavía no hay comentarios
Los comentarios en este documento están cerrados
Descargas medios de comunicación