El Lehendakari se compromete con ‘una memoria honesta que mire al futuro’

20 de octubre de 2021
(*) Este servicio de subtitulación se genera de forma automatizada con una versión de software en pruebas. Disculpen los errores.
  • El Lehendakari Iñigo Urkullu se ha referido a la necesidad de reconocer el daño injusto causado a las víctimas y negar el uso de la violencia para conseguir objetivos políticos para poder “construir un futuro de forma honesta, un futuro justo”

  • El acto ‘En memoria de las víctimas. Construyendo convivencia’ de hoy, está dedicado a las víctimas ausentes y constituye, a su vez, un compromiso con un futuro en términos de paz, convivencia y libertad

  • Maria Jauregi, hija de Juan Maria Jauregi asesinado por ETA, ha participado en el acto con un mensaje que llama a “construir puentes entre diferentes sin dejar a nadie atrás”

 

Vitoria-Gasteiz, 20/10/2021

El Lehendakari Iñigo Urkullu ha presidido esta tarde en el Instituto de la Memoria, la Convivencia y los Derechos Humanos Gogora, en Bilbao, el acto En memoria de las víctimas. Construyendo convivencia. Urkullu ha estado acompañado por Beatriz Artolazabal, consejera de Igualdad, Justicia y Derechos Humanos, responsable también del área de las políticas públicas de memoria. Se trata del acto institucional que cierra el programa de eventos organizado por el Gobierno Vasco con motivo del décimo aniversario del fin de ETA.

Además del Lehendakari Urkullu y la consejera Artolazabal, ha asistido el equipo responsable de las políticas públicas de memoria formado por el viceconsejero de Derechos Humanos, Memoria y Cooperación, Jose Antonio Rodríguez Ranz, y su directora, Monika Hernando, Aintzane Ezenarro, directora del Instituto de la Memoria Gogora. Asimismo, la práctica totalidad del consejo de gobierno ha participado en este acto simbólico, incluyendo a los Vicelehendakaris Josu Erkoreka e Idoia Mendia.

Junto a ellos, ha acudido una amplia representación institucional, han asistido: el alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto; la presidenta del Parlamento Vasco, Bakartxo Tejería; representantes de los grupos parlamentarios EAJ-PNV, Socialistas Vascos, Elkarrekin Podemos y PP+Ciudadanos.

Además ha estado presente una veintena de víctimas de ETA, entre otras: Mari Carmen Hernández, viuda de Jesús Maria Pedrosa; Rosa Rodero, viuda de Joseba Goikoetxea; Naiara Zamarreño, hija de Manuel Zamarreño; María Jauregi, hija de Juan Maria Jauregi; Jordi Lidón, hijo de José María Lidón, y Jon Doral, hijo de Montxo Doral, entre otros. A este acto han asistido también víctimas de otras violencias, miembros del Foro de Víctimas de Bilbao.

Las primeras palabras del Lehendakari Iñigo Urkullu han sido para las víctimas de ETA, para las familias que han padecido ese sufrimiento y, especialmente, a las víctimas ausentes, a quienes va dirigido este acto, personas que no han podido desarrollar y culminar sus proyectos de vida: “no han vivido este tiempo de paz. No conocerán el desarrollo de las vidas de sus hijos e hijas, nietos o nietas”.

El Lehendakari ha realizado una valoración positiva de estos últimos diez años al afirmar que “la sociedad vasca vive y convive mejor; avanzamos”. Se ha referido a los recursos, a los instrumentos con los que cuenta la sociedad vasca, en la actualidad, para impulsar este avance, como son: el propio Instituto de la Memoria Gogora y las leyes de reconocimiento de las víctimas del terrorismo y de las víctimas del abuso de poder; la modificación de la política penitenciaria y los estudios de clarificación del pasado. “Avanzamos en las iniciativas de educación para los derechos humanos, la convivencia y la memoria; vamos a profundizar en la justicia restaurativa” ha anunciado el Lehendakari.

En este sentido, y en clave de futuro, ha resaltado “avanzamos porque tenemos la determinación de recordar y acompañar a las víctimas; avanzamos porque queremos que las víctimas sigan formando parte activa de la construcción de la convivencia y del futuro”

En palabras del Lehendakari Iñigo Urkullu ése es, precisamente, el significado de una memoria honesta que mira al futuro: “un futuro a construir entre todas y todos, sobre una sólida base de principios y valores éticos y democráticos”.

Al cumplirse diez años del cese de la violencia unilateral de ETA y tres años y medio desde que anunciara su desaparición el Lehendakari lo ha subrayado: “ETA ha desaparecido de forma unilateral, completa, definitiva e incondicional”. Ante este hecho ha enlazado con la necesidad de construir una “memoria honesta” donde “ningún ser humano es un objeto cuya vida pueda ser instrumentalizada por nadie para ninguna causa; los seres humanos no son objetos ni medios, son personas únicas e irrepetibles, con conciencia, dignidad y derecho a la vida”.

El Lehendakari Iñigo Urkullu se ha lamentado de que ante esta idea obvia “haya quien todavía no lo acabe de asumir con claridad. Recurrir al terrorismo, como hizo ETA, es arrogarse la capacidad de decidir sobre la vida y la muerte de otras personas. Es un error radical, un error ético, político y democrático”.

En este sentido, ha añadido: “para construir honestamente el futuro, para construir un futuro justo, hay que reconocer el daño injusto causado a las víctimas. Es necesario condenar la violencia que causó dolor a las víctimas y a la sociedad. Es necesario negar el uso de la violencia para conseguir objetivos políticos. Ese es el legado básico para las próximas generaciones”.

Participación de víctimas en el desarrollo del acto

Maria Jauregi, hija de Juan Maria Jauregi, asesinado por ETA, ha intervenido también en el acto de hoy con un mensaje recordando la pluralidad de la sociedad vasca, y la necesidad de construir puentes sin dejar a nadie atrás “se lo debemos a todas aquellas personas que hoy no están entre nosotros”.

A ellos, está dirigido el primero de los vídeos emitidos durante el acto, un vídeo en recuerdo a los ausentes, realizado con imágenes del fondo audiovisual de Gogora. Seguidamente, se ha emitido un segundo vídeo –fruto de la colaboración con EITB- con testimonios de Naiara Zamarreño, Jon Doral y la propia Maria Jauregi, los tres, hijos de víctimas asesinadas por ETA. En este segundo vídeo han participado niños y niñas que han nacido al finalizar ETA y, entre todas las voces, de forma coral, se reflexiona sobre la transmisión de la memoria.

El acto En memoria de las víctimas. Construyendo convivencia ha arrancado con un espectáculo de danza y música, a cargo de Kukai dantza taldea y Joxan Goikoetxea, en el patio exterior de la sede de Gogora. Desde el hall del edificio, lo han seguido todas las víctimas asistentes al acto acompañados por el Lehendakari Iñigo Urkullu y la consejera Beatriz Artolazabal. En el transcurso del acto la soprano Klara Mendizabal ha interpretado varias canciones acompañada por Joxan Goikoetxea. Se da la circunstancia de que Klara Mendizabal es nieta de José Antonio Santamaría, víctima asesinada por ETA en 1992.

El acto se ha emitido por streaming: https://youtu.be/_Q-GtT715MQ

Todavía no hay comentarios
Los comentarios en este documento están cerrados
Descargas medios de comunicación
Cargos asistentes al acto