Aprobado el Proyecto de la nueva Ley de Desarrollo Rural de Euskadi (Consejo de Gobierno 29-6-2021)

29 de junio de 2021
  • Esta ley pretende sostener y atraer población a los núcleos rurales de manera que el desarrollo rural avance en pie de igualdad con el desarrollo urbano en lo que respecta a la incorporación de oportunidades demográficas, de calidad de vida y de competitividad 
  • La nueva Ley avanza hacia una concepción de desarrollo en línea con la Política de Cohesión Territorial que impulsa la UE y cuenta con un enfoque “rural proofing”, lente rural, buscando que las distintas políticas que se diseñen tengan en cuenta su afección en el espacio rural vasco 
  • Prevé la creación de la Red vasca de Desarrollo Rural, participada por el conjunto de instituciones y agentes de Euskadi con competencias en el ámbito rural 

El Gobierno Vasco ha aprobado el Proyecto de Ley de Desarrollo Rural del País Vasco, elaborado por el Departamento de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente en colaboración con las Diputaciones Forales y con la participación directa de los entes sectoriales implicados. 

Esta Ley -que sustituirá a la actualmente vigente, que data de 1998- marcará una nueva estrategia de desarrollo rural al incorporar un enfoque que integra el concepto de ruralidad y avanza hacia una concepción de desarrollo territorial en línea con la Política de Cohesión Territorial que impulsa la UE, una mayor coordinación e interactuación del conjunto de políticas públicas, y un impulso mantenido y específico a las actividades económicas de los sectores agrícola, ganadero y forestal como actividades inherentes a las zonas rurales. 

A su vez, la nueva ley cuenta con un enfoque “rural proofing” buscando que las distintas políticas que se diseñen tengan en cuenta su afección en el espacio rural vasco (se trata de aplicar una lente rural a las políticas y programas que emanen de otros Departamentos). Así, se contempla la elaboración de informes por parte de las Direcciones responsables de desarrollo rural tanto del Gobierno Vasco como de las Diputaciones Forales acerca de las políticas y programas que se definan en otros Departamentos. 

Escasa población rural pero sostenida en el tiempo 

Según los datos del actual Programa de Desarrollo Rural (2012), la población total de Euskadi asciende a 2.128.397 habitantes, y solo un 8,3% de los mismos vive en municipios con una densidad de población menor a 150 h/km2, considerados como municipios rurales por la OCDE (Organización para la Cooperación y Desarrollo). 

La evolución de la población de los municipios más rurales ha conseguido consolidarse en el inicio el siglo XXI, bien porque se mantuvo o se incrementó entre los años 2001-2018. Cabe señalar que la circunstancia de la pandemia ha provocado un incremento llamativo en algunos núcleos de escasa población en Álava donde todavía resulta prematuro medir si se trata de un incremento coyuntural o que vaya a perdurar en el tiempo. 

La búsqueda de una mejor calidad de vida ha provocado que en la comarca de Montaña Alavesa en 2020 y 2021 la población haya crecido un 7,1%; el incremento en la comarca de Valles Alaveses también haya experimentado un crecimiento de población del 2,47% durante 2020 y 2021, con 228 personas empadronadas más; y que en la comarca de Estribaciones del Gorbea se haya producido una evolución positiva del 2,80%, con 274 nuevas personas empadronadas. 

Desarrollo rural en igualdad al desarrollo urbano 

El objetivo general de la futura ley es posicionar al medio rural vasco como un factor fundamental en el desarrollo y la cohesión económica, social y territorial del país, de manera que se incorpore en pie de igualdad al resto del territorio en términos de innovación, modernidad, emprendimiento y con ello ayude a lograr una nueva visión, más integrada, de país. Todo ello sin obviar el papel estratégico que la actividad agraria juega en la gestión territorial y medioambiental de Euskadi, además de su papel económico y proveedor de alimentos. 

Esta nueva Ley persigue por tanto que el desarrollo sostenible de las zonas rurales contribuya al desarrollo de Euskadi en su conjunto, para que estas zonas sean lugares atractivos donde vivir y emprender, desde una perspectiva de cohesión e igualdad de oportunidades. 

Una apuesta que, no siendo nueva, se pretender reforzar a través de los programas de ayudas existentes para el impulso a la diversificación y al desarrollo económico para el apoyo a iniciativas público-privadas (Programas Erein y Leader). 

Como ejemplo de iniciativa en marcha, cerca del 97% de los habitantes de la CAE tienen acceso a la banda ancha ultrarrápida. Así, la Comisión Europea premió al PEBA Euskadi (Plan de despliegue de Banda Ancha) en la edición European Broadband Award 2019, en la categoría de extensión de servicios de banda ancha ultrarrápidos en zonas rurales, por el esfuerzo llevado a cabo por el Gobierno Vasco y las Diputaciones Forales y los logros conseguidos. 

Nuevo órgano con una Red vasca de Desarrollo Rural 

También se contempla la implantación de una nueva gobernanza avanzada que actúe transversalmente en el medio rural, así como el desarrollo o modificación de instrumentos vigentes (financieros, organizativos, de planificación, zonificación y normativos), y la creación de nuevos instrumentos para esta nueva estrategia.  

Esta gobernanza se sustancia en la constitución de una Red de Desarrollo Rural. Un nuevo órgano compuesto por representantes institucionales y equipos técnicos del Gobierno Vasco, Diputaciones Forales, EUDEL, ACOA-AKE (Asociación de Concejos de Álava), Cuadrillas, Hazi (Lurralde), Asociación de Desarrollo Rural, Grupo de Acción Local y en general, otro tipo de organizaciones territoriales y sectoriales de referencia y agentes implicados en el despliegue de los Programas Comarcales de Desarrollo Rural. 

Estructura 

La nueva ley se estructura en torno a 4 Capítulos

El Capítulo I desarrolla las disposiciones generales, y en particular las referidas a los principios y los objetivos que se pretenden conseguir. 

El Capítulo II plantea los principales instrumentos de planificación previstos para la alineación de los proyectos e iniciativas locales a las políticas institucionales a impulsar. 

El Capítulo III desarrolla la gobernanza de las distintas actuaciones a impulsar en las zonas rurales vascas, contemplando dos categorías diferenciadas: la gobernanza de enfoque institucional y la de enfoque público-privado. 

Finalmente, el Capítulo IV, establece determinadas reglas y principios para la financiación de las actuaciones de desarrollo rural. Estas reglas parten de un enfoque de cohesión territorial, estableciendo la coparticipación de los distintos programas operativos de la CAPV ligados a Fondos Estructurales y de Inversión Europeos (EIE). Asimismo, fomenta y deja abierta la posibilidad de la aplicación del enfoque multifondo en determinadas zonas o espacios rurales cuando ello sea conveniente y posible. 

Pioneros en desarrollo rural 

Con la Ley de 1998, Euskadi ya fue pionera a nivel estatal y europeo en la puesta en marcha de una Política de Desarrollo Rural que incluyese conceptos como la multifuncionalidad del medio rural, la aplicación del enfoque Leader, la colaboración público-privada, la participación de los habitantes de dichas zonas para diseñar esos programas basándose en los retos de cada territorio, tratando de buscar soluciones a nivel local. Para ello siempre se ha contado con la colaboración de numerosos agentes económicos y sociales, muchos de ellos miembros de las Asociaciones de Desarrollo Rural. 

Tras 20 años de aplicación, se han conjugado transformaciones importantes y nuevas tendencias que afectan de lleno al medio rural y a su interacción con el medio urbano, por ello se ha considerado que nos encontramos en un momento idóneo para poner en marcha esta nueva Ley de Desarrollo Rural que permita articular nuevos mecanismos e instrumentos que favorezcan el desarrollo sostenible de las zonas rurales. Para su elaboración se han valorado los cambios producidos durante estos años, el actual marco político europeo, en el que se está cerrando la última reforma de la PAC, incluyendo su segundo pilar, de Desarrollo Rural, y el trabajo de la Comisión en torno a una estrategia acerca de la visión a largo plazo para las zonas rurales. 

Tras la aprobación del Consejo de Gobierno, el Parlamento recibirá el Proyecto de Ley de Desarrollo Rural para su tramitación y posterior aprobación.

2 comentarios
  • 30 de junio de 2021

    Produktore txikiek beren produktuak merkaturatu, hazi eta landatuko dituzte inolako kontrolik gabe. Tresneriarako etxola gisa muntatutako etxebizitza txikiak ere izan ditzakete, etxeko instalazioren batekin kontrolik gabe agian.

  • 30 de junio de 2021

    Llevar más control pequeñas personas productoras comercializaran, criaran y cultivaran sus productos sin control alguno siquiera registro. Hasta puedan tener pequeñas viviendas montadas a modo de caseta de aperos quizás sin control alguno con alguna instalación doméstica.

Los comentarios en este documento están cerrados