El Departamento de Planificación Territorial, Vivienda y Transportes contará en 2021 con un presupuesto de 506,9 millones de euros

22 de diciembre de 2020
  • El área de Transportes, con una dotación de 326,9 millones, centrará su actuación en la mejora de la infraestructura ferroviaria, el incremento de la oferta en el transporte urbano y la Y vasca
  •  El área de vivienda, que cuenta con un presupuesto consolidado de 271 millones de euros, prevé la edificación de 1.250 pisos de alquiler social y alcanzar los 7.200 en el programa Bizigune de captación de vivienda vacía 
  • La regeneración urbana integral de barrios vulnerables sumará un nuevo municipio y contará con 4,2 millones de euros

 

El presupuesto del Departamento de Planificación Territorial, Vivienda y Transportes ascenderá en 2021 a 506,9 millones de euros y se articulará en torno a tres ejes de actuación: la renovación, regeneración y adaptación sostenible del territorio; una política de vivienda social que garantice el derecho a una vivienda digna y el impulso a una movilidad sostenible y segura. 

Descontadas las partidas destinadas a la Y vasca y la Variante Sur Ferroviaria que se financian a través de una encomienda de gestión del Estado, el Presupuesto de Planificación Territorial, Vivienda y Transportes crecerá con respecto a 2020 un 5,4%, es decir, 23 millones de euros. La cantidad más importante en términos absolutos corresponde al área de Transportes con 326,9 millones de euros, mientras que el área de Vivienda dispondrá de 161,4 millones euros, una cuantía que asciende a 271,2 millones si se suman los presupuestos de sus sociedades públicas Alokabide y Visesa.

 El área de Planificación Territorial, por su parte, va a gestionar 12 millones de euros.

 PLANIFICACIÓN TERRITORIAL

El área de Planificación Territorial dispondrá de 12 millones de euros. Su presupuesto se estructura en los siguientes ejes de actuación:  

  1. La planificación territorial, con una dotación de 000 euros. Una vez aprobadas las Directrices de Ordenación del Territorio (DOT), toca potenciar su desarrollo con los Planes Territoriales Parciales y los Planes Territoriales Sectoriales. A este respecto, se está revisando ya el Decreto de estándares urbanísticos y se va a cometer la elaboración del Decreto de Rehabilitación y Regeneración Urbana y el desarrollo reglamentario de la Ley de Ordenación Territorial de los Grandes Establecimientos Comerciales.  
  2. La Agenda Urbana de Euskadi-Bultzatu 2050. Una vez aprobada, se implementarán sus acciones en el conjunto del Gobierno. Estos trabajos se desarrollarán en colaboración con ONU Habitat y otras entidades.
  3. La regeneración urbana integral, con un presupuesto de 4,2 millones de euros.
  4. La apuesta por la integración de la perspectiva de género en el planeamiento territorial y el urbanismo. Este eje cuenta, además, con una línea de subvenciones de 000 euros para entidades locales para los años 2021 y 2022.
  5. La información geográfica territorial, que cuenta con 000 euros.

 El presupuesto destinado a la regeneración urbana asciende a 4,2 millones de euros con algo más de 17 millones en créditos plurianuales para las actuaciones ya en marcha en los cuatro barrios piloto (Otxarkoaga, en Bilbao; Txonta, en Eibar; Aramotz, en Durango y Basaundi Bailara, en Lasarte-Oria). A ellos se incorporará durante este ejercicio el barrio de Andonaegui Trintxerpe en Pasaia.

 En estas operaciones se pretende integrar I+D+i, dentro de la línea de innovación de "Hábitat Urbano" que el Departamento lidera en el Plan de Ciencia, Tecnología e Innovación, con una dotación específica de 4, 4 millones de euros. Se destinará a crear en el seno del PCTI, y con la participación de la Universidad del País Vasco y las Universidades Politécnicas de Catalunya y de Madrid, un Centro de Innovación en Regeneración Urbana, y al desarrollo de proyectos concretos en barrios.

 

VIVIENDA

 En lo que se refiere al área de Vivienda, el presupuesto del Departamento asciende a 161,4 millones de euros. Pero, para determinar la capacidad presupuestaria de las políticas de gasto directo en materia de vivienda hay que incorporar al análisis los presupuestos de las sociedades públicas Visesa y Alokabide. Así, para 2021, Visesa dispone de un presupuesto de gastos de 99,8 millones de euros, y Alokabide de 92,8 millones de euros, lo que supone un presupuesto consolidado para vivienda de 271,2 millones de euros.

De este importe, el 75% es gasto directamente imputable a políticas de alquiler y el 25% a políticas de rehabilitación urbana. Esto significa que, en términos netos, descontando la rehabilitación, el 100% del gasto directo del programa de vivienda se asigna a políticas de alquiler.

  1.  El próximo Plan Director de Vivienda 2021-2023 definirá la estrategia para responder a los retos ya existentes y a los nuevos aflorados por la pandemia en las siguientes direcciones: Avanzar en el desarrollo de los instrumentos de la Ley de Vivienda y garantizar el Derecho Subjetivo a la Vivienda (DSV). En 2021 se espera desarrollar 9 reglamentos de la Ley de Vivienda. Para satisfacer este derecho, se adjudicarán viviendas en alquiler mediante la rotación del parque público gestionado por Alokabide, las nuevas captaciones de Bizigune, la adjudicación de nuevas viviendas sociales y alojamientos dotacionales, y el pago de prestaciones económicas de vivienda (PEV). Se estima en 8.500 el número de hogares que tendrán reconocido el DSV al cierre de ejercicio. La partida destinada a cubrir las prestaciones económicas de vivienda se ha dotado con una partida ampliable de 5 millones de euros.
  2.  Incrementar la oferta pública de alquiler asequible. Así, se prevé iniciar 250 viviendas de protección pública y alojamientos dotacionales en alquiler. 250 los promoverá el Departamento (35 millones de € en créditos de pago y compromisos), 500 Visesa (7,4 millones), 100 los entes locales y 400 la iniciativa privada y la social para promover alquiler asequible. Dentro de este grupo se incluyen también las viviendas colaborativas en cesión de uso puestas en marcha por cooperativas y asociaciones sin ánimo de lucro. Para todas ellas, se han dispuesto 17 millones de euros en subvenciones plurianuales. Junto con el incremento del parque de viviendas propio se va a seguir apostando por movilizar para el alquiler viviendas de particulares deshabitadas, a través de los programas de intermediación. La previsión es que al cierre de 2021 Bizigune cuente con 7.200 viviendas captadas, con una aportación record a Alokabide para ello de 33,1 millones de euros, y ASAP con 400.

Favorecer la emancipación de las personas jóvenes mediante el acceso a la vivienda va a seguir siendo una de las prioridades del Departamento. En este objetivo se enmarca la apuesta por la promoción e alojamientos dotacionales, el establecimiento de cupos de hasta el 40% para jóvenes en las adjudicaciones de vivienda o las ayudas al arrendamiento del programa Gaztelagun. Estas ayudas llegarán a 2.500 personas al cierre del ejercicio y contarán con una dotación de 9,5 millones de euros para las nuevas concesiones y otros 4,5 millones para pagar las ya concedidas en 2019 y 2020.  Se adquirirán nuevos suelos para 1.000 viviendas protegidas de alquiler, 800 por parte del Departamento y 200 por parte de Visesa.

Se va a proponer, finalmente, un nuevo Pacto Social para la Vivienda con un horizonte de 15 años y el objetivo de situar la oferta pública de alquiler asequible al final de ese periodo en el 5% de las viviendas principales existentes en Euskadi.     

  1. Fomentar y apoyar la transición ecológica y la eficiencia energética con un fuerte impulso a la rehabilitación integral. Para ello, se va a poner en marcha una normativa de ayudas unificada y alineada con los requerimientos de eficiencia energética y accesibilidad contemplados en los planes Next Generation. Esta línea de ayudas, que pretende impulsar la rehabilitación de 000 viviendas, contará con 33 millones de euros en créditos plurianuales. Además, se van a destinar 6,4 millones a financiar 150 nuevos proyectos en materia de accesibilidad y supresión de barreras arquitectónicas en espacios públicos por parte de los ayuntamientos.

 Ya se ha empezado a desarrollar el plan Zero Plana de rehabilitación y descarbonización del parque público de alquiler que gestiona Alokabide, dentro del PCTI.  Una actuación ambiciosa que plantea una inversión de más de 200 millones de aquí a 2050, y a la que se destinan 4,1 millones para abordar proyectos y obras en 2 edificios en 2021.

 TRANSPORTES

 El área de Transportes contará con un presupuesto total de 326,9 millones de euros, de los que 262 millones se destinarán a las políticas de infraestructuras y transportes. A estos hay que sumar 63 millones en créditos de gestión.  

La Dirección de Planificación del Transporte va a disponer 87,6 millones de euros, la mayor parte de los cuales, 81,7 millones, van destinados a Euskotren. Sus actuaciones se articulan en 5 objetivos estratégicos:

  1. Ley de Movilidad Sostenible
  2. Política de transporte de mercancías y personas
  3. Modelo aeroportuario integrado
  4. Desarrollo de las plataformas logísticas intermodale
  5. Impulso de las comunicaciones Euskadi-Aquitania

 La sociedad pública Euskotren-Ferrocarriles Vascos contempla la incorporación de 3 unidades nuevas para el tranvía de Vitoria-Gasteiz, por importe de 10,5 millones de euros. (De ellos, 3,5 millones están consignados en el presupuesto del próximo año). También se plantea potenciar el transporte ferroviario de mercancías adaptando las locomotoras a la circulación por la Red Ferroviaria de Interés General, actualizando los sistemas de protección del tren (ASFA Digital). Y se prepara para la futura puesta en servicio de la variante subterránea del Topo en Donostialdea.  En este sentido, prevé contratar la construcción de 4 nuevas unidades de ferrocarril y la renovación y adaptación de las actualmente en servicio al nuevo trazado soterrado del Topo y al incremento de demanda.

La Dirección de Infraestructuras del Transporte va a disponer de 174,4 millones de euros. A esta cantidad hay que añadirle las encomiendas de gestión de 58,68 millones de euros para impulsar la nueva red ferroviaria y de 4,5 millones para la Variante Sur Ferroviaria, lo que suma 237,6 millones de euros.

 Las principales actuaciones de esta Dirección giran en torno a: 

  1. La mejora de la infraestructura ferroviaria, a la que se destinan 103,6 millones de euros. Las principales actuaciones (excluidas las tranviarias) en este capítulo son: la continuación de la Pasante Soterrada del Topo en Donostia (29,7 millones de euros); el tramo Altza–Galtzaraborda (3 millones de euros); la nueva estación de Zarautz (2 millones de euros); las renovaciones de vía (6,9 millones); la mejora general de estaciones, infraestructuras y seguridad (13,6 millones); la integración ferroviaria en Eibar-Azitain (1,06 millones de euros); y la mejora de líneas transferidas (1,3 millones de euros). 
  1. El incremento de la oferta ferroviaria en el transporte urbano, mediante las actuaciones necesarias para el desarrollo, adecuación y mejora de la infraestructura tranviaria con 15,2 millones de euros. Aquí se encuentran la ampliación en Vitoria-Gasteiz del tranvía al barrio de Salburua (8,9 millones de euros); la tranviarización en Bilbao del tramo Atxuri- Bolueta (5,3 millones de euros); y 967.000 euros para financiar la implantación del BEI (el bus eléctrico inteligente) en Donostia, Leioa y Vitoria-Gasteiz
  1. Garantizar el servicio de transporte de la red de metro en colaboración con las entidades competentes con un presupuesto de 50,26 millones de euros. La partida fundamental es la aportación al Consorcio de Transportes de Bizkaia (49 millones de euros), que opera el Metro de Bilbao. 
  1. La incorporación a la red ferroviaria europea mediante la Nueva Red Ferroviaria Vasca, que cuenta con una dotación económica de 63,94 millones de euros. En esta cantidad se engloban 58,6 millones en créditos de gestión de la encomienda del Estado que asume el Gobierno Vasco y 5,2 millones de financiación propia. Los principales proyectos son el tramo Hernani- Astigarraga (22 millones de euros) y la Estación de Atotxa (19 millones). 
  1. Fomento del tránsito ferroviario de mercancías y la conectividad de Puertos. En el marco del convenio de colaboración con el Ministerio de Hacienda y Adif, se sacarán a licitación los proyectos de construcción de varios tramos de la Variante Sur Ferroviaria. Una infraestructura imprescindible para conectar el Puerto de Bilbao con la red ferroviaria existente en diferentes anchos de vía y dar entrada y salida a las mercancías con las menores molestias a la ciudadanía de la Margen Izquierda. La consignación presupuestaria para 2021 es de 4,6 millones.
Todavía no hay comentarios
Los comentarios en este documento están cerrados
Cargos asistentes al acto