Noticias Salud

La OSI Barrualde-Galdakao utiliza una tecnología que reducirá en un 80% los residuos químicos de laboratorio

17 de diciembre de 2020

Gracias a este sistema se reducirán los residuos químicos de 60 a 12 toneladas anuales y supondrá un ahorro anual de 33.500 euros

La organización ha incorporado una tecnología basada en la evaporación que reduce la cantidad de residuos químicos procedentes de las maquinas auto analizadoras del laboratorio de bioquímica

 

Con la incorporación, en agosto, de esta nueva instalación se reducirán, anualmente, un 80% los residuos generados por el Laboratorio de bioquímica del Hospital Galdakao-Usansolo (HGU), centro perteneciente a la OSI Barrualde Galdakao. El nuevo equipo realiza un proceso de evaporación que reduce la cantidad de residuo a gestionar externamente y recupera el agua presente en el mismo. Diariamente este sistema trata 250 litros de residuos, si bien el equipo tiene una capacidad de tratamiento de hasta 700 litros día, para hacer frente a eventuales picos o a futuros incrementos de actividad del laboratorio.

Desde la renovación de este laboratorio en 2015, los residuos químicos son canalizados desde las máquinas de análisis, hasta unos depósitos de mil litros, situados en el sótano del hospital, para después ser trasladados por carretera a una planta de tratamiento para su gestión como residuos peligrosos. Gracias al nuevo evaporador se reduce la cantidad de residuos peligrosos generados, pasando de 60 a 12 toneladas al año.

El servicio mantenimiento y medio ambiente de esta organización ha apostado por la innovación e incorporación de nuevas tecnologías. En palabras de Susana Garate, Directora Económico-Financiera, “este sistema nos permite, dar un paso más e implantar una medida que hace que seamos más sostenibles con nuestro entorno, minimizando nuestro impacto medioambiental, reduciendo las emisiones de CO2 derivadas del transporte y generando un destilado de agua que puede ser reutilizado para servicios auxiliares dentro del propio hospital. Y, además de la importante reducción de residuos peligrosos, supone también una reducción notable del gasto anual que implica su tratamiento” que pasará de suponer un gasto de 43.000 a 9.500 euros anuales. Y añade “supone, sin duda, una oportunidad de mejora, ya que de otra manera no era posible reducir la generación de este tipo de residuos, debido, principalmente, a que el volumen generado viene directamente relacionado con la actividad, es decir, con el número de muestras analizadas”.

La amortización económica del equipo se verá realizada en un plazo de poco más de 3 años. Este tipo de inversiones a corto-medio plazo evidencian el compromiso de nuestra organización con la Sostenibilidad cuyos tres pilares son la responsabilidad medioambiental, económica y social.

 

 Galdakao, 16 de diciembre de 2020

 

 

Todavía no hay comentarios
Los comentarios en este documento están cerrados