Noticias Medio Ambiente, Planificación Territorial, Agricultura y Pesca
Es

Aprobado el Código de Buenas Prácticas Agrarias para zonas no vulnerables a la contaminación por nitratos (Acuerdo del Consejo de Gobierno del 07-06-2011)

7 de junio de 2011

Decreto por el que se aprueba el Código de Buenas Prácticas Agrarias aplicable a las zonas de la Comunidad Autónoma del País Vasco no declaradas como vulnerables a la contaminación de las aguas por los nitratos procedentes de la actividad agraria.

El Consejo de Gobierno ha aprobado en su reunión de hoy el decreto por el que se establece el Código de Buenas Prácticas Agrarias aplicables a las zonas de la Comunidad Autónoma de Euskadi no declaradas como vulnerables a la contaminación de las aguas por los nitratos procedentes de la actividad agraria.

El Consejo de Gobierno ha dado así luz verde al decreto por el que se aprueba un Código en el que se detallan las dosis máximas recomendables de nitrógeno para cada caso, que son las aplicadas en los cultivos con las que se obtiene la máxima producción y se minimizan las perdidas de nitrógeno al medio ambiente.

Las zonas de Euskadi no declaradas como vulnerables a la contaminación de las aguas por nitratos procedentes de la actividad agraria tendrán que controlar las dosis que se refieren al nitrógeno total aplicable al cultivo, por lo que habrá que tener en cuenta el tipo de fertilizante que se va a utilizar (mineral, orgánico o ambos), la concentración de nitrógeno en cada uno de ellos y la disponibilidad de dicho nitrógeno a lo largo del tiempo.

Un manejo y aplicaciones eficientes del nitrógeno incrementan la rentabilidad y protegen el medio ambiente al reducir las pérdidas de nitrato y amonio a las aguas y las emisiones de amoniaco y óxido nitroso al aire. Para ello, hay que tener en cuenta una serie de factores: Las concentraciones de nitrógeno orgánico en la tierra, la climatología, la estacionalidad, la correcta aplicación de los fertilizantes y el correcto mantenimiento del nitrógeno orgánico del suelo.

Las zonas o tipos de siembra en los que se aplicarán estas conductas de buenas prácticas son: Cereales de invierno, cebada de primavera, maíz forrajero, patata de consumo, patata de siembra, remolacha, praderas, viñedos, frutales, cultivos hortícolas y otros cultivos alternativos.

Todavía no hay comentarios
Los comentarios en este documento están cerrados