Noticias Sanidad y Consumo
Es

La mortalidad de los vascos es mayor en lugares desfavorecidos

9 de diciembre de 2010

Presentación del Atlas de Mortalidad áreas pequeñas de la CAPV

Durante el periodo 1996-2003, las principales enfermedades crónicas que se traducen en muerte prematura fueron responsables del 38% y el 35%de las defunciones de mujeres y hombres, respectivamente.

La influencia que ejerce el entorno en el que vivimos sobre la salud de las personas ha llevado al departamento de Sanidad y Consumo a presentar el Atlas de mortalidad en áreas pequeñas de la CAPV. Entre las conclusiones destaca que entre las mujeres, los tumores malignos supusieron el 22% del total de defunciones, mientras que las dos principales causas de mortalidad cardiovascular (cardiopatía isquémica y enfermedad cerebrovascular) sumaron el 19%. En los hombres, la proporción para los tumores malignos fue del 33%, y del 18% para la cardiopatía isquémmica y la enfermedad cerebrovascular.

La mortalidad no es uniforme desde el punto de vista territorial. Tanto en la CAPV como en sus tres capitales, la mortalidad total por el conjunto de las causas siguió un patrón geográfico bien definido. En ambos sexos, las áreas con mayor mortalidad se sitúan sobre todo en Bizkaia, Guipúzcoa, y en las tres capitales. En muchas de las causas estudiadas, también es posible identificar un patrón geográfico distinto para cada una de las diferentes causas de muerte.

Así, en las mujeres, destaca la mayor mortalidad por enfermedad cerebrovascular en áreas de Bizkaia; por cáncer de estómago en Álava; por cáncer de pulmón en la margen derecha del Nervión; o por cirrosis en el área del Gran Bilbao. Tanto las demencias y la enferemedad de Alzheimer como el sida tuvieron una mayor mortalidad en las capitales y las áreas metropolitanas.

En los hombres destaca la mayor mortalidad por tumores malignos, cáncer de pulmón, cáncer del tracto aéreo-digestivo superior y cirrosis en las áreas metropolitanas de Bilbao y Donosita-San Sebastián. Por el contrario, la mortalidad por lesiones de tráfico fue menor en las áreas metropolitanas de las tres capitales. La mortalidad por sida mue mayor en áreas de las tres capitales y algunas comarcas de Vizcaya y Guipúzcoa.

El patrón geográfico de mortalidad presenta un alto grado de paralelismo y correspondencia con el que determinan los indicadores socioeconómicos. Así, en las mujeres, en el caso de la diabetes, el cáncer de estómago, el Sida y la cirrosis, la mortalidad era mayor en las áreas más desfavorecidas, mientras que se daba el patrón inverso en el caso del cáncer de pulmón y el cáncer de mama, es decir, se daba un índice más alto de mortalidad en las zonas más favorecidas.

En los hombres, tanto la mortalidad por todas las causas, como en varias causas específicas (cáncer de estómago, cáncer de pulmón, cáncer del tracto aéreo-digestivo superior, cardiopatía isquémica, enfermedad pulmonar obstructiva crónica, cirrosis, suicidio y sida) la mortalidad era mayor en las secciones con mayor privación socioeconómica.

 

Todavía no hay comentarios
Los comentarios en este documento están cerrados
Otros invitados
  • José Asua y Santiago Esnaola