Noticias Salud
Es

Se imponen los programas de soporte al paciente para dar respuesta a los nuevos desafíos sanitarios

9 de mayo de 2016
  • Estos programas y las nuevas fórmulas de financiación son claves para introducir las innovaciones terapéuticas y sostener el sistema de salud
  • Claves recogidas en el libro editado por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) y la compañía biofarmacéutica UCB: ‘Estrategias para Avanzar’

Bilbao, 9 de mayo de 2016.- Los programas que dan soporte al paciente, eje central del sistema de salud, se tienen que imponer porque han demostrado ser capaces de ofrecer una respuesta rápida y eficaz a los nuevos desafíos a los que tiene que enfrentarse el sistema sanitario como la vejez de la población, la cronicidad y la dependencia. Así se desprende del compendio ‘Estrategias para Avanzar: Programas de soporte a pacientes y Acuerdos de Riesgo Compartido’, presentado hoy en Bilbao y que recoge las principales conclusiones de las jornadas celebradas en el Seminario sobre Gestión en Farmacia Hospitalaria para Directivos organizado por la Universidad Menéndez Pelayo y la biofarmacéutica UCB.

En el nuevo escenario sanitario que se dibuja, los principales actores (gestores, profesionales sanitarios, industria farmacéutica, sociedades científicas…) se van a ver obligados a impulsar acciones que permitan el paso del tradicional concepto de Sanidad a acciones concretas sobre el ciudadano que sean capaces de ofrecer soluciones integrales. Se trata de diseñar proyectos que permitan que el paciente sea un agente activo del sistema de salud, involucrado en el propio manejo de su salud, en un marco de colaboración y coordinación sociosanitaria, al tiempo que se contribuya a la sostenibilidad del sistema. Por tanto, los programas de soporte a pacientes se perfilan como una solución necesaria para afrontar los nuevos retos sanitarios.

En este sentido, en palabras del consejero de salud del Gobierno Vasco, Jon Darpón, “precisamos un sistema sanitario más centrado en la salud; más centrado en las necesidades individuales de las personas, y en las de colectivos específicos de pacientes; más centrado en el entorno comunitario, en la  atención primaria y en mejor comunicación con la atención hospitalaria. En Euskadi, apostamos también por un modelo de gestión de la prestación farmacéutica que ponga en valor la farmacia comunitaria y su integración con el resto de agentes del sistema de salud. Un modelo en coordinación con la Atención Primaria, Especializada y los Servicios sociales  y en línea, asimismo, con la Estrategia de Integración Sociosanitaria  vasca a través del desarrollo de programas de atención farmacéutica que aporten valor, sean coste-efectivos y generen un efecto demostración”.

Por su parte, el director de Farmacia del Departamento de Salud del Gobierno Vasco, Iñaki Betolaza, ha explicado que “los programas de soporte a los pacientes están adquiriendo una mayor relevancia debido al cambio de paradigma social y sanitario en el que nos encontramos, con una sociedad cada vez más longeva y con mayor número de enfermedades crónicas. Euskadi tiene una dilatada experiencia en el desarrollo de programas de Atención Farmacéutica a los pacientes. Fuimos pioneros en la implementación de programas como éste, y seguimos avanzando en su implantación, en colaboración con las oficinas de farmacia vascas. Así, a los iniciales programas de dispensación de metadona y tests rápidos de cribado del VIH, le han seguido otros como el programa de Pacientes Crónicos Polimedicados  (600 pacientes diabéticos tipo II) y el programa de Mejora de la Medicación a pacientes atendidos por los servicios de ayuda domiciliaria de los ayuntamientos (800 pacientes). Además, estamos trabajando en un tercer programa de Seguimiento Farmacoterapéutico para personas con diabetes tipo II. Desde el Departamento de Salud  del Gobierno Vasco valoramos muy positivamente este tipo de  proyectos por ser altamente efectivos”.

Incorporar la innovación

Otra de las claves que permitirá un acceso más rápido de los pacientes a la innovación desde la coherencia y la racionalización del gasto sanitario pasa por la búsqueda de nuevas fórmulas de financiación. Las innovaciones terapéuticas garantizadas por el Sistema Nacional de Salud han de cumplir un triple objetivo: la garantía de acceso de los pacientes, la sostenibilidad económica y una adecuada compensación de la aportación terapéutica. Para mantener un equilibrio entre estos objetivos y las incertidumbres que puede generar un nuevo medicamento se dibujan nuevos contextos donde hay que compartir los riesgos e implementar experiencias de pago por resultados.

Una medida que están dando buen resultado son los acuerdos de riesgo compartido donde industria y pagador de la innovación comparten intereses y riesgos. Sin embargo los acuerdos de riesgo compartido no se pueden aplicar de manera sistemática, sino que deben ser el resultado después de evaluar una metodología rigurosa y contrastada a partir de un algoritmo de decisión sobre el modelo de pago más adecuado en función de las innovaciones.

“El reto de la innovación farmacológica supone abordar nuevas fórmulas de financiación como son los acuerdos de riesgo compartido. Estas nuevas fórmulas requieren de un fundamento científico y de una metodología contrastada y rigurosa, así como de algoritmos de decisión que nos permita orientar la decisión hacia este sistema de pago. En Catalunya hemos sido pioneros en la implantación de estas nuevas fórmulas de financiación basadas en acuerdos de riesgo compartido en base a resultados, y contribuimos en este curso y este libro a la difusión del conocimiento adquirido y de la metodología necesaria para su desarrollo”, ha subrayado Antoni Gilabert, gerente de Farmacia y del Medicamento del Servei Català de la Salut (CatSalut) y co-director del seminario]

Tanto los programas de soporte al paciente como las nuevas fórmulas de financiación de la innovación se vislumbran como potentes herramientas que permitan hacer frente a los nuevos desafíos que se plantean al sistema sanitario. Estamos ante una etapa en la que se deben valorar los proyectos e iniciativas desarrollas en las distintas autonomías y en otros países con el fin de identificar la posible aplicación de aquellas estrategias exitosas a nuestro propio sistema. Ese fue el principal objetivo del Seminario sobre Gestión en Farmacia Hospitalaria para Directivos, organizado por la UIMP en colaboración con la biofarmacéutica UCB, y cuya conclusiones se ven recogidas en el libro que hoy se presenta.

En palabras del rector de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), César Nombela: "El avance científico abre enormes expectativas para mejorar la atención sanitaria desde el punto de vista de las terapias de patologías que aún no tienen solución. El camino para hacerlas llegar a todos los pacientes requiere nuevas estrategias para afrontar los riesgos y superar las limitaciones. En la UIMP nos ocupamos con frecuencia de la gestión sanitaria que ha de permitir el avance en los cuidados de salud".

Por su parte Jesús Sobrino, director general de UCB Iberia –compañía pionera en acuerdos de riesgo compartido con más de 40 convenios sellados en nuestro país– ha reseñado que: “para UCB es una responsabilidad favorecer el acceso de innovaciones terapéuticas por eso trabajamos continuamente por encontrar nuevas fórmulas que lo fomenten. Asimismo, en nuestra estrategia también tenemos al paciente en el centro de nuestra actividad porque sólo contando con él podremos conseguir la mejor atención sanitaria”.

Sobre UIMP

La Universidad Internacional Menéndez Pelayo, nacida en 1932, es un centro de alta cultura, investigación y especialización adscrito al Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Abierta a todos los ámbitos académicos y culturales, la UIMP promueve el debate de temas en la frontera del conocimiento, el análisis de las cuestiones que conciernen al futuro de la sociedad, la actividad cultural, la formación postgraduada orientada al empleo y el reciclaje profesional y la proyección internacional de la creación científica y cultural española. En su consolidada y prestigiosa programación de verano en la ciudad de Santander, la UIMP organizó en 2013 más de 130 cursos y sesenta actividades culturales en las que participaron 1.900 profesores y casi cinco mil alumnos. Este año la Universidad prevé incrementar en un 25 por ciento su programación estival.

UCB Inspired by Patients. Driven by Science

UCB es una compañía biofarmacéutica global centrada en el descubrimiento y desarrollo de soluciones y medicamentos innovadores que ayuden a transformar la vida de las personas con enfermedades graves en el campo de la inmunología y la neurología. Con más de 7.500 personas en aproximadamente 40 países, la compañía ha generado unos ingresos de 3.900 millones de euros en 2015. UCB está presente en el Euronext Brussels como UCB. Síguenos en Twitter: @UCB_Iberia

3 comentarios
  • Faceless avatar thumb 70
    ¿Algo que decir?… comenta esta noticia
  • @gil_anouska
    10 de mayo de 2016

    Comentario de Twitter:
    RT @osakidetzaEJGV: Se imponen los programas de soporte al paciente para dar respuesta a los nuevos desafíos sanitarios ➡ https://t.co/FALB

  • @107merce
    10 de mayo de 2016

    Comentario de Twitter:
    Se imponen los programas de soporte al paciente para dar respuesta a los nuevos desafíos sanitarios https://t.co/1q6S7YtEi7

  • @osakidetzaEJGV
    9 de mayo de 2016

    Comentario de Twitter:
    Se imponen los programas de soporte al paciente para dar respuesta a los nuevos desafíos sanitarios ➡ https://t.co/FALB4WG09S

Descargas medios de comunicación
Cargos asistentes al acto
(X legislatura 2012 - 2016)
Otros invitados
  • Antoni Gilabert, Gerente de Farmacia y del Medicamento del Servei Català de la Salut; César Nombela, Rector de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo; Jesús Sobrino, Dtor. Gral. de UCB Iberia; Rafa Cabrera, Dtor. de Acceso al Mercado de UCB Iberia