Noticias Medio Ambiente y Política Territorial
Es

Oregi e Irigoras asisten al derribo de los viejos talleres de Euskotren en Durango

4 de marzo de 2015
  • La Sailburu Oregi y la alcaldesa Irigoras visitan las obras junto al viceconsejero de Transportes Antonio Aiz
  • La semana que viene comienza el desmantelamiento de más de cuatro kilómetros de traza ferroviaria
  • Los trabajos suponen la liberación de 60 mil m2 para suelo urbano
  • Oregi: “la recuperación de suelos ocupados por viejas infraestructuras ferroviarias generará un gran espacio ciudadano”

 

Los golpes de un martillo picador contra el hormigón de los antiguos talleres de Euskotren en Durango han marcado el inicio el derribo de las instalaciones. Previamente, los operarios retiran los perfiles y chapas metálicas de las cocheras y almacén, desmontando las cubiertas y aprovechando todo el material reciclable. La Consejera de Medio Ambiente y Política Territorial del Gobierno Ana Oregi, que hoy ha asistido a los trabajos junto a la alcaldesa Aitziber Irigoras y el Viceconsejero de Transportes Antonio Aiz, considera que “la recuperación de suelos ocupados por viejas infraestructuras ferroviarias generará un gran espacio ciudadano”.

 

Euskal Trenbide Sarea, ente público dependiente del Departamento de Medio Ambiente y Política Territorial del Gobierno Vasco, ha adjudicado la demolición de los talleres y cocheras a Murias por un importe de 287.000 euros y un plazo de ejecución cercano a los dos meses, una vez que han entrado en servicio a pleno rendimiento las nuevas instalaciones construidas en Lebario, en el término municipal de Abadino.

 

La próxima semana arrancarán los trabajos de desmantelamiento de la superestructura ferroviaria de Durango, es decir, postes, vías y traviesas. Estos trabajos, junto a la demolición de los talleres y cocheras suponen un nuevo paso para acometer una ulterior urbanización del centro de la localidad. Ambos proyectos coincidirán en el tiempo, pero se han adjudicado de forma separada. El desmantelamiento de la superestructura ferroviaria correrá a cargo de Tecsa, que percibirá por estas labores 548.000 euros y dispone de un plazo de cinco meses para llevarlas a cabo.

 

Lebario

Según ha comentado esta mañana la Sailburu Oregi “estas dos obras forman parte de la operación Durango, cuyo principal hito fue el soterramiento del servicio ferroviario, a finales de 2012. A partir de ese momento, se ha seguido trabajando en diferentes frentes, como los talleres y cocheras de Lebario, en Abadiño, cuya puesta en marcha ha permitido ahora encarar el desmantelamiento de la traza ferroviaria y la antigua infraestructura en superficie en Durango”.

 

De hecho, el área pendiente de desmantelamiento discurre de Santa Apolonia (Iurreta) hasta Traña (Abadiño), pasando a su vez por el centro del municipio de Durango. El trazado tiene una longitud total de 4,13 kilómetros, e incluye el levantamiento de la playa de vías con una superficie de 9.100 m2, suponiendo un área total a desmantelar de 42.000 m2. Los trabajos consistirán principalmente en la retirada de los elementos del sistema de electrificación, postes de catenaria y continuará con el resto de  la superestructura, que incluye los carriles de la vía, las traviesas, balasto, sujeciones, pequeño material, otros elementos como las instalaciones de seguridad y comunicaciones.

 

La zona de demolición de talleres y cocheras, por su parte, afecta a una parcela de aproximadamente 50.600 m2, situada entre las calles Alluitz, Sasikoa y Geltoki. Estas instalaciones, levantadas a principios del siglo pasado,  han quedado anticuadas y con capacidad reducida para la actividad ferroviaria de Durango. Con esta actuación se persigue una mejora urbanística del entorno y la consiguiente regeneración del área, al tiempo que facilitará la movilidad y las relaciones entre vecindarios.

 

Los trabajos de liberación de espacios hasta ahora ocupados por viejas infraestructuras ferroviarias servirán para dotar con más de 60 mil metros cuadrados de nuevo suelo urbano al centro de Durango y la zona industrial de Iurreta.

 

En su día se realizaron tareas de soterramiento de las líneas desde Iurreta a Traña y se inauguró en 2012 la nueva estación desapareciendo numerosos pasos a nivel. Ahora se genera un gran espacio libre en el centro de Durango que se convertirá en un gran pulmón verde para la localidad.

 

 La entrada en servicio  del nuevo soterramiento ferroviario de Durango, con doble vía junto a su nueva estación, marcó el inicio de la última fase de los tareas que redundarán en una eficaz dotación de servicios (talleres, cocheras, transformación energética, acopios y apartaderos para el servicio de Euskotren) y en la generación de nuevos espacios urbanos para la ciudadanía gracias a la desaparición de las antiguas instalaciones y vías del centro de la villa y en Iurreta y el traslado a Lebario de las cocheras y talleres actuales.

Todavía no hay comentarios
  • Faceless avatar thumb 70
    ¿Algo que decir?… comenta esta noticia
Cargos asistentes al acto
(X legislatura 2012 - 2016)
Otros invitados
  • Aitziber Irigoras