Noticias Medio Ambiente y Política Territorial
Es

200 asistentes a las ponencias sobre Urdaibai, Urumea, Zadorra y la promoción rural en el XIII Congreso Euskal Hiria

24 de noviembre de 2014

 

(*con audios mp3)

 

Las distintas ponencias dedicadas a Urdaibai, Urumea, Zadorra o la aproximación urbano-rural del XIII Congreso Euskal Hiria dedicado a Infraestructuras Verdes organizado por el departamento de Medio Ambiente y Política Territorial del Gobierno Vasco, están motivando un gran interés y participación entre los doscientos asistentes a las jornadas que se desarrollan en el Campus Universitario de Vitoria Gasteiz y que concluyen mañana martes con las intervenciones de Izaskun Iriarte y Ana Oregi.

 

Aitziber Urquijo, responsable de Obras Hidráulicas de la Agencia Vasca del Agua URA ha presentado su ponencia titulada “el corredor del Urumea e infraestructura verde” en la que ha destacado que “la inundaciones son el riesgo natural más importante en la vertiente cantábrica, zona muy vulnerable. Ante esta situación, el mayor reto es la reducción de riesgo de inundación en el Territorio. En estas actuaciones se han hecho proyectos de modificación del río Urumea pero hay que reconocer que se ha sido poco respetuosos con el entorno natural”.

 

En su exposición, Aitziber Urquijo ha destacado que el “Urumea es un elemento territorial que por el crecimiento de la población, con asentamientos urbanos y zonas industriales se ha ido ocupando masivamente transformando esa Cuenca”.

 

Según Urquijo, “estas zonas actualmente tienen riesgo alto de inundación y las herramientas que se están manejando para reducir el riesgo pretenden conseguir que los nuevos asentamientos no se coloquen en zonas de riesgo de inundación. También se deben acometer actuaciones para eliminar obstáculos. Hay que ejecutar obras para la reducción de la inundabilidad de la zona y la solución para cada zona depende del espacio”.

 

Sobre el Proyecto de defensa contra la inundación del río Urumea a su paso por Martutene Urquijo ha señalado que en noviembre de 2011 fueron innumerables los daños valorados en 30 millones de euros y 106 en indemnizaciones. La trama urbana de este barrio es densa, formada por viviendas y zonas industriales ubicadas a una cota del río de 3,50-6, con el riesgo que ello supone.

 

La ingeniera de URA ha explicado que “estamos incorporando objetivos ambientales: se eliminan vertidos, se mejora el saneamiento de forma visible, se aprovecha la actuación para eliminar especies invasoras y el resultado es un proyecto cuya característica fundamental es la ampliación del ancho del cauce. Se van a adecuar 1370 metros de río y  sustituir el puente de Martutene por uno más adecuado y también la pasarela de El Pilar. El presupuesto de este proyecto ronda los 35 millones. La primera fase está actualmente en licitación, siempre con soluciones más amables siempre en la medida de los posible”.

 

La ejecución del proyecto conseguirá una reducción de la inundabilidad y la recuperación de las márgenes con 2600 metros de senda a ambos márgenes del río y zonas de estancia. “Nuestro propósito es recuperar la morfología en la medida de lo posible” ha indicado Urquijo en el Congreso Euskal Hiria.

 

Por su parte, David Rebollo, director de Urbanismo del  Ayuntamiento de Donostia-San Sebastián, ha destacado que “el urbanismo debe estar al servicio del proyecto hidráulico, con el objetivo de defender a la población de las inundaciones periódicas que existen”. “En la vega del Urumea hay un río-eje lineal que condiciona la vega, generador de problemas como inundaciones y trabas urbanísticas. Sin embargo, el río constituye la oportunidad de revitalización que debe jugar un papel activo e importante al que el planeamiento debe dar solución”.

 

Tras referirse al casco de Loiola, Martutene, Txomin enea, Antxita y Sarrueta y la generación de nuevos espacios públicos a modo de engarce y de recualificación del barrio existente Rebollo ha indicado que los cuarteles de Loiola constituyen “el gran espacio de oportunidad”.

 

Urdaibai

Ander de la Fuente, arquitecto del Grupo de Investigación en Patrimonio Construido de la UPV/EHU se ha referido a los “Paisajes construidos: ordenación territorial, suburbanización e identidad en la Ría de Urdaibai” centrando su exposición “en el punto de vista del habitante de un paisaje”. En su opinión, “es importante diferenciar cultura y naturaleza para entender esta relación que provoca identidad del habitante con el paisaje y por tanto, relación”.

 

El Grupo de Investigación en Patrimonio Construido en el que trabaja Ander de la Fuente considera el paisaje en tres facetas diferentes: Paisaje como memoria, como imagen y como ecosistema animal y social. “Como memoria, el paisaje abarca elementos simbólicos, funcionales y materiales. Son las referencias, las huellas y la narrativa que se recibe en torno a un espacio. Son los elementos que aportan las claves necesarias para ordenar ese medio. El paisaje como imagen es la parte más subjetiva, tiene que ver con los elementos de la geografía y de la percepción sobre la imagen de la ciudad o del entorno” ha señalado De la Fuente.

 

Según ha indicado el arquitecto de Gernika, “el ecosistema social supone la percepción del entorno como ciudad de conocimiento. La incorporación de valores naturales como parte del ecosistema cuyo centro es el ser humano es muy importante. Los valores que tienen que ver con la identidad, como la cohesión social, la productiva, la relación económica hacen que ese espacio tenga potencial de cambio”.

 

“Las infraestructuras verdes son los espacios interconectados que hay que preservar. La suburbanización y la habitabilidad, en la margen izquierda de Urdaibai tiene hoy en día una amenaza: la construcción de segundas viviendas que aun guardando la estética del caserío tradicional, produce ciertos problemas como la desaparición de la ganadería, abandono de huertas y prados o el declive de bosques. Además, la proliferación de vallas alrededor de las nuevas construcciones ha favorecido la desaparición de ciertas costumbres de trabajo tradicional” ha indicado el ponente.

 

Para Ander de la Fuente, son importantes los elementos de identidad como  “Urdaibai, la ruta del vino o del pescado” y hay que tenerlos en cuenta a la hora de marcar directrices de ordenación territorial, suburbanización e identidad en la Ría de Urdaibai. “Pertenecer a una ruta, a una senda es importante para la identificación”. En su opinión, “la política actual del Patronato ha sido correcta porque ha respetado e impulsado el uso sostenible del paisaje, fomentando dinámicas de conexión como parte importante de la construcción de este paisaje”

 

A su juicio, “se deberían poner en valor los atractivos naturales, trabajar en la recuperación de valores productivos, fomentando una ganadería menor,  impulsando elementos de gran potencial turístico, como Mundaka o el txakoli. En el caso de esta zona Reserva de la Biosfera, cabe resaltar la importancia de mesa intersectorial de la madera, la reconversión de espacios en conexión con rutas. En definitiva, las políticas de Integración cultural han de servir para cohesionar territorio con habitantes del mismo”.

 

 

Vitoria Gasteiz

Eduardo Rojo, jefe del Servicio de Espacio Público y Medio Natural del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, ha hablado sobre la ”la infraestructura verde urbana de Vitoria-Gasteiz” recordando quehace años se empezó a desarrollar desde el CEA un documento sobre infraestructura verde urbana. Se empezó a hablar del anillo verde interior y exterior, planteándose una red de infraestructura verde y se empezó a hablar de red como concepto de mosaico que incluía parques y jardines, la red azul y el sistema de movilidad sostenible”.

 

“Tenemos nuestra red verde. La otra red es la de espacio público y movilidad sostenible. En los últimos tiempos la ciudad ha ido construyendo mucha infraestructura para el transporte público, tranvía... pero cuando hablamos de la red de redes surge un problema que tiene que ver con el sistema de parcelas vacantes que crean a su vez un problema de discontinuidad del tejido urbano. Son un problema pero son también parte de la solución, si pensamos en clave de infraestructura verde” ha matizado Rojo.

 

Según Rojo, “es importante pensar en el anillo verde desde fuera hacia dentro. En esta nueva concepción del espacio verde los componentes del sistema de aguas, de parques y jardines, paseos urbanos, etc, tienen un peso fundamental. Tenemos grandes conectores que unen los espacios sobresalientes, campos de cultivos, ríos que se convierten en conectores pero que deberían entrar en la ciudad.  Hay proyectos piloto en este sentido como el que se ha desarrollado a raíz de la green capital con una serie de patrocinios y que tiene que ver con la decisión de plantar 250.000 árboles, uno por ciudadano, para cerrar el anillo verde”.

 

“Otro proyecto es Lakuabizkarra, en el norte de la ciudad y se elige por ser el barrio nuevo más antiguo y consolidado. Hay muchas parcelas vacantes en el barrio con problemas de salubridad, vacío urbano, etc. También el barrio posee numerosas zonas verdes en las que se han iniciado acciones importantes. Una de ellas es naturalizar las parcelas vacantes para que la gente no las perciba con temor. Se ha mejorado la zona verde instaurando plantaciones de bosquetes. En algunas zonas se ha optado por crear montículos de tierra con vegetación autóctona que delimite el espacio para evitar discontinuidad” ha destacado Eduardo Rojo.

 

En cuanto a otras actuaciones Rojo se ha referido a Portal de Foronda, “donde se ha iniciado una plantación de lavandas que tienen un gran efecto pulverizador y con otra plantación de sauces para intentar crear suelo. La estación de autobuses conllevará cambios en el tráfico en los que se prevé un carril de calmado de tráfico en el entorno y modificaciones y mejoras en los viales”.

 

En la reforma de la avenida de Gasteiz, Rojo la define “como  un conector de infraestructura verde sobre un sistema de ríos. Debería formar parte del sistema de sendas urbanas. Está en el centro de la ciudad. Antes  estaba dotada de un gran espacio dedicado al coche, ahora, se apuesta por el espacio público, por invertir las proporciones. Ahora la mayor parte del espacio es para el disfrute y uso del peatón. En el proyecto se ha conseguido revertir la situación: calzada junto al tranvía, se peatonalizan calles., con menos espacio para coches y se genera un corredor con zonas de estancia.  También  conecta desde los Montes de Vitoria hasta el Zadorra e incorpora dos carriles bici”.

 

A juicio de Rojo “lo más importante es el sistema de ríos: Batán y Zapardiel que se convierten ahora en conectores de ciudad. Hay que destacar cómo se interviene en el sistema de aguas, intervenciones en la permeabilidad del suelo. Siempre que podemos hacemos jardines de lluvia y si no podemos, usamos sistemas suplementarios. Se han usado técnicas de bioingeniería aplicada a las infraestructuras verdes, técnicas para solucionar la compactación y se ha cuidado el ahorro en costes energéticos. Se busca potenciar y cuidar la biodiversidad para crear una infraestructura verde imprescindible para la salud y calidad de vida de las personas”.

 

 

Asturias

Jaime Izquierdo coordinador de asuntos ambientales del Principado de Asturias considera necesario que “el campo y la ciudad deben reencontrarse para mejorar la vida de las comunidades”.

 

Izquierdo ha puesto de relieve la relación estrecha e “idílica” existente entre campo y ciudad en la era preindustrial hasta 1960. En este sentido, ha despertado el interés de los asistentes con reflexiones en torno a los cambios que se han producido en la era industrial y postindustrial donde los espacios rurales han perdido consistencia en favor de los entornos urbanos. “Aparecen las fábricas y los centros comerciales y los procesos productivos y de consumo cambian” ha señalado.

 

Para Izquierdo Vallina, las instituciones han llamado erróneamente “política de espacios naturales protegidos” a la parte rural que se ha abandonado. En su opinión, “no son espacios naturales protegidos sino territorios de naturaleza campesina” y hay que dotarse de estrategias claras que trabajen en la conservación y el mantenimiento de los espacios naturales.

 

En la consecución de estos objetivos hay que superar la  visión burocrática, no se puede obviar –ha indicado- el conocimiento campesino para recuperar el espacio e integrarlo en la relación social.

 

Izquierdo Vallina ha puesto en valor ejemplos de biodiversidad y de infraestructura verde como Vitoria-Gasteiz, Vancouver y los jardines comunales de París por la relación que han conseguido entre espacio natural y relación humana.  En su opinión, “hay que introducir la perspectiva agraria en los planes de transformación territorial. La conservación tiene que ver con la agroecología histórica más que con la burocracia moderna”.

 

“Necesitamos definir cánones paisajísticos y procesos agroecológicos pertinentes para el territorio y no acumular figuras normativas. Hay que diseñar nuevos modelos globales de intervención en los territorios de naturaleza campesina” ha concluido el profesor asturiano.

2 comentarios
  • Faceless avatar thumb 70
    ¿Algo que decir?… comenta esta noticia
  • 30 de noviembre de 2015

    Podría definir alguien que son las Infraestructuras verdes?
    Cual es la diferencia entre Infraestructuras verdes e Infraestructuras verdes urbanas?
    Un pavimento asfáltico permeable es una infraestructura verde?

  • @OrrantiaTar
    3 de noviembre de 2015

    Comentario de Twitter:
    Interesante https://t.co/uU9PovMsZW

Cargos asistentes al acto
(X legislatura 2012 - 2016)