Noticias
Es

La SPRI celebra la jornada de la Empresa Familiar

13 de mayo de 2010

La jornada está dedicada a la necesaria renovación del proyecto empresarial en el seno de las familias empresarias y se aborda además, el papel que las instituciones están jugando en el apoyo a la empresa familiar

En Euskadi existen más de 55.000 empresas que podrían encontrarse en los próximos años en un proceso de relevo y que podría afectar a más de 200.000 trabajadores. Según datos de la SPRI, “sólo el 40% de las empresas familiares llega a la segunda generación y un 15% a tercera generación”.

Ayudar a las PYMES a planificar la sucesión en la gestión y propiedad para lograr que ésta se realice con éxito y asegurar así su continuidad y el mantenimiento del empleo. Este es el objetivo con el que la SPRI ha promovido el programa “Sucesión en la PYME” y que se ha presentado en la X Jornada de la Empresa Familiar.

En Euskadi existen más de 55.000 empresas que podrían encontrarse en los próximos años en un proceso de relevo y que podría afectar a más de 200.000 trabajadores. La alta mortalidad de empresas en el proceso de sucesión se debe, según la directora del Departamento de Promoción y Desarrollo Empresarial de la SPRI, Lara Cuevas, entre otras razones, “a la falta de planificación en la transmisión, la ausencia de un sucesor competente, dificultades intersocios, falta de capital o financiación”.

Lara Cuevas ha explicado que 183 empresas acogidas al programa “Sucesión en la PYME” emplean a 7.128 trabajadores. Además, ha añadido que la mayoría de las empresas vascas son de origen familiar. De ellas, “sólo el 40% llega a segunda generación y un 15% a tercera generación”. Asímismo ha afirmado que “el momento del relevo generacional es un punto crítico para la continuidad de estas empresas. Un hecho que requiere de una planificación, con tiempo suficiente y reflexión”, ha concluído.

Todavía no hay comentarios
Los comentarios en este documento están cerrados
Otros invitados
  • Lara Cuevas