Noticias Salud
Es

La actividad gripal desciende ligeramente

29 de enero de 2014

La actividad gripal se sitúa en una tasa de 317 casos por 100.000 habitantes, cifra inferior a la registrada la semana previa.

Los datos recogidos por la Red de Médicos vigía en la pasada semana indican que los casos de gripe descienden ligeramente. La tasa de incidencia ha alcanzado los 317 casos por 100.000 habitantes, cifra inferior a la registrada en la tercera semana con 340 casos por cada cien mil personas.

Los grupos de 0 a 4 años y de 5 a 14 años son los que han resultado más afectados, con una tasa de 1.563 y 715 casos por 100.000 habitantes, respectivamente. Otro de los grupos de edad que ha visto aumentar sus casos es el de 65 a 74 años, con 163 casos por cien mil personas.

Los análisis que realizan semanalmente los profesionales pertenecientes a la Red de Médicos Vigía (red que se activa anualmente para la vigilancia de  la gripe  estacional y que está compuesta por  38 médicos  de Medicina General y 11 Pediatras, repartidos por los Centros de  Atención Primaria de Osakidetza de los tres Territorios), siguen confirmando una alta detección viral con aislamientos en su totalidad del virus tipo A.

En cuanto a las consultas atendidas en Atención Primaria por síndrome gripal, éstas han descendido un 7% con respecto a la semana anterior, registrándose un total de 4.687 consultas. En esta ocasión y por Territorios, el comportamiento ha sido similar. La mayor tasa se registró en Gipuzkoa con 227 casos, siguiéndole Araba con 216 casos y Bizkaia con 208 casos por cada 100.000 habitantes.

Una semana más, el Departamento de Salud y Osakidetza recomiendan que en caso de necesitar atención sanitaria por un proceso gripal se acuda al médico de familia, quien le indicará las actuaciones a seguir.

Recomendaciones

La gripe es una enfermedad vírica por lo que no está indicado tratarla con antibióticos. Los antibióticos no tienen eficacia frente a los virus. Sólo en casos muy puntuales y siempre bajo prescripción médica, debemos tomarlos.

Esta enfermedad molesta, pero benigna en la población sana, no tiene tratamiento específico. Reposo, beber abundantes líquidos y tomar antitérmicos para atajar la fiebre son las principales recomendaciones. En el caso de que la fiebre persista, deberemos consultar con el médico.

Dado su alto índice de transmisión y contagio es importante adoptar medidas higiénicas precautorias como protegerse frente a la tos y el estornudo, lavarse frecuentemente las manos o utilizar pañuelos desechables.

En Vitoria-Gasteiz, a 28 de enero de 2014

Todavía no hay comentarios
  • Faceless avatar thumb 70
    ¿Algo que decir?… comenta esta noticia